PENSAR EN ESPAÑA

No estoy yo muy seguro de que les vaya a salir la Grandeza y que, de una vez, a estos que nos legislan y nos gobiernan les dé por pensar, de verdad, en España.

Para mí el gran titular de estas elecciones generales no es el requetemegahostiazo de Ciudadanos. Vaya; no quiero ponerme en plan tertuliano clásico y soltar aquello de “yo ya lo dije”, pero creo que lo único obvio ayer era que el partido de Albert Rivera se iba a pegar una leche descomunal. La periodista Cristina Pardo se lo recordaba, con tanta mala baba como gracia, en un tweet doloroso para todos los que aman a la formación naranja.

RIVERA, CON UN CACHORRITO, DIJO QUE OLÍA A LECHE. ANOCHE SE LO RECORDABA LA PERIODISTA DE LA SEXTA

ALBERT RIVERA EN UN VÍDEO DE INSTAGRAM OLIENDO A LUCAS

GATILLAZO DE SÁNCHEZ

Yo pensaba que, quizás, el buen papel de Arrimadas en el debate de la Sexta podía paliar en algo el galletazo, pero ni así. De manera que, para mí, el titular de anoche no era ese, sino el gatillazo de Pedro Sánchez. El tiro por la culata, el pasarse de frenada, el exceso de confianza. No sé. Pero desde luego el presidente del gobierno en funciones no convocó estas elecciones para perder 3 escaños y conseguir un parlamento aún menos gobernable que el anterior.

Es curioso; el único partido al que se le llenó la boca de España es al que le ha ido de cine. Vox ha logrado más que duplicar sus escaños (de 24 a 52) y convertirse en la tercera fuerza política del Congreso. Y lo ha hecho con un discurso que ha llegado a las tripas de numerosos votantes con un mucho de España, un algo de laminar el poder de las autonomías, un poco de antiUE y un bastante de tratar con más dureza a los inmigrantes.

Y a mí no me da especial miedo el auge de Vox, como no me lo dio el surgir de Podemos con aquellos primeros discursos cargados de referencias bolcheviques. Creo que Abascal ha sabido moderar su discurso (como hizo Iglesias en su día) y esa templanza, no sé si impostada, es la que probablemente le ha hecho crecer de este modo. Por eso a mí no me preocupa tanto el discurso oficial, sino la reacción de algunos de los que acuden a sus mítines y celebraciones.

¿A POR QUIÉNES, OÉ?

Ayer cuando cantaban “A por ellos, oé” yo me preguntaba: “Coño y ¿Quiénes son ellos?”. Porque “ellos” podemos ser mucha gente. Desde los de los chiringuitos con los que quieren acabar, hasta los que no opinamos como ellos, pasando por los homosexuales que se casan, las mujeres que quieran abortar o los inmigrantes que tanto les inquietan.

Decía que es curioso que a los que les fue mejor anoche es a los que pusieron la palabra España en medio de sus discursos. Aunque no les ha ido mal tampoco a los que se dedicaron a la No España. ERC ha perdido dos escaños, pero Junts per Cat ha mejorado, la CUP irrumpe, PNV crece, Bildu también, entra el BNG y, entre todos, hemos conseguido un Parlamento con 16 fuerzas políticas del que se ve difícil que salga un gobierno estable.

GRÁFICO DE “EL PAÍS” MOSTRANDO UN PARLAMENTO FRAGMENTADÍSIMO

Por eso yo espero que Pedro Sánchez piense en España. Y que lo haga también Pablo Casado, que es el otro titular de la noche; consigue sacar al PP del Knock out en el que entró en los comicios de abril. Al líder popular todavía le huelen los pómulos a vaselina, pero el PP vuelve a ser el claro líder de la oposición y puede plantear a Sánchez un pacto de Estado para salir del bloqueo.

ESCAÑOS CARÍSIMOS Y BARATÍSIMOS

Que, si uno lo piensa, podrían ya de paso aprovechar el acuerdo e ir a por un cambio de la Ley electoral que acabe con el absurdo de que a unos partidos les cueste cada escaño 19.000 votos (Teruel Existe) y a otros 163.000 (Ciudadanos). Las cifras son tremendas aunque precisamente PP y PSOE no son los más perjudicados por este reparto; a los populares cada escaño les cuesta 57.000 votos y, a los socialistas, 56.000.

No sé a ustedes, pero ayer a mí, francamente, me tocaba bastante la moral ver, cada dos por tres, interrumpida la tertulia de TVE para dar paso a diferentes formaciones políticas nacionalistas que habían conseguido escaños. Y allí, mientras daban brincos de alegría, ofrecían discursos retando de diferentes maneras al Estado y a nuestra Constitución.

Así que espero que les dé por la Grandeza. Anoche Pedrojota se puso pesadísimo en TVE, pero creo que tiene razón. La única solución a esto es un pacto a la alemana o a la italiana y que Pedro Sánchez se coja de la mano de Casado y, ambos, den un gobierno estable a España.

PACTAR NO ES AMAR

Todo lo que no sea eso, creo que nos va a conducir, de nuevo, antes o después, a otras elecciones generales y, ciertamente, no sé si nos lo podemos permitir. Y para eso va a tocar ceder, dialogar, ponerse de acuerdo y aceptar que lo que han querido los españoles, claramente, es que pactéis. El problema es que yo tengo la sensación de que Pedro Sánchez no busca un socio, sino alguien que le dé los votos sin pedirle nada a cambio. Y eso solo puedes reclamarlo si tienes la visión de la vida sencilla y desacomplejada de mi hija Macarena a los 5 años.

Llegó un día de la guardería y nos dijo: “He conocido a un niño que me gusta mucho. Es monísimo, le gusta sentarse a mi lado y me obedece en todo”. Y, ya lo siento por nuestro primer ministro, pero, por muy guapo que sea, no creo que vaya a encontrar a ningún líder político tan rendido de amor incondicional como aquel primer novio de mi hija.

12 comentarios en “PENSAR EN ESPAÑA

  1. Querido, yo ya aposté en las anteriores elecciones porque Casado le dijera a Sanchez, aquí están mis tres líneas rojas, si nos ponemos de acuerdo nos abstenemos para que gobiernes tú…..pero no fue así. Sánchez no hizo nada por el acuerdo, más que pedir que se apartaran, pero tampoco hizo mucho Casado.
    El problema es que con Vox con 52 escaños, si Casado hace eso se iba a encontrar con que Abascal iba a aparecer como la única oposición, y eso es lo que les debe dar mucho miedo. Si miras por Europa, los que han decidido “apartarse” y ceder a una coalición han sido fagocitados. Por eso entiendo que por ahí es por donde habrá problemas, por lo que la otra opción es la que se abre camino……..y entonces tendríamos que rezar.
    Y con respecto a Vox, a ver si dejan ya de demonizarlos, porque tiene guasa que tengan mas “derecho” a existir según el postureo oficial los amigos de ETA, que lo son, o los que se quieren cargar España y están todo el día insultándonos al resto que estos señores, que si les quitas la caricatura que todo el mundo hace de ellos, y se analizan las propuestas que proponen, estarás conmigo en que tampoco dicen tantas barbaridades como parece,.
    Besos.

    • Gracias, minmano. Yo no soy nada partidario de hacerle cordón sanitario a Vox, pero tampoco de quitarles la alerta que se merecen. Creo que están haciendo el papel de lobos con piel de cordero, pero solo tienes que hablar con muchos de sus votantes, o escuchar lo que se dice en sus mítines o en sus fiestas de celebración para pensar que hay ahí unas larvas de algo que sí me preocupa. Esos discursos gruesos sobre inmigración, homosexuales, igualdad de género, aborto, defensa de la cultura occidental mezclando churras con merinas… A mí también hay muchas cosas de las que dicen que me gustan. Me pasa como con Podemos. Que muchas cosas me gustan, casi 80-85% de su discurso. Pero el 15-20% que no me gusta es el que hará que no les vote jamás. Besos

  2. Yo sigo sin entender desde cuando es absolutamente necesario e imprescindible un gobierno estable pactado incluso contra natura. Llámame soñador, utópico o bobo, pero creo que el trabajo de esta gente es negociar cada ley, una por una, entre todas las fuerzas políticas, siempre buscando obligatoriamente el mayor consenso que satisfaga a cuantos más mejor de ese arco parlamentario que representa el sentir y el pensar de todo el país, incluyendo por supuesto a los regionalistas, los nacionalistas y los contrarios. Parece que no les entra en la cabeza que se gobierna y se legisla para TODOS los españoles, no solo para los que te han votado. Es muy cómodo hacer un pacto y tirar millas con las manos libres durante 4 años, claro. Siempre he pensado que esa es la triste herencia de los años de rodillo socialista a los que siguieron un buen montón de años de gobiernos de PP y PSOE apoyados en los nacionalistas bisagra a cambio de transferencias y fueros especiales que quizás nunca debieron ocurrir (de aquellos barros…) y parece que todos estos políticos de tres al cuarto no se acuerdan de sus mayores, aquellos señores que hicieron la transición PACTANDO todos con todos, renunciando a cosas, pero fueron capaces de aprobar multitud de leyes, presupuestos y lo que hiciera falta. Aquí lo que falta es grandeza, seriedad, profesionalismo, responsabilidad, altura, categoría e inteligencia. Estamos en manos de una pandilla de mediocres. Que nadie se extrañe si nos vuelven a convocar.

    Me he pasado el fin de semana en el Tercer Congreso para la repoblación de la España vacía, que es uno de los mayores retos que tenemos por delante. Había mucha ilusión por ese diputado y esos senadores de Teruel Existe. Porque despuyés van a venir los de Soria YA y los de Guadalajara, Zamora y Cuenca. Hay una España a la que nadie representa en la que no se cumple la contitución porque no tienen derecho a la educación de sus hijos ni a la sanidad ni a las telecomunicaciones imprescindibles en la vida moderna. Y nos estamos olvidando de ella. Mucho ojo.

    • Gracias, Josesain. Totalmente de acuerdo con mirar a esas zonas de España a las que no mira ni Blas. No estoy tan de acueredo con el empeño en que cada Ley se pacte una a una en un Parlamento tan fragmentado. Si con unas minorías más mayoritarias le fue imposible a Sánchez sacar unos presupuestos,¿qué te hace pensar que va a ser capaz de hacer leyes una a una, cuando PSOE y Podemos han perdido escaños? Un pacto de los dos partidos más votados es el acuerdo más democrático que pueda existir. Se ponen de acuerdo los dos partidos mayoritarios. No es lo que más me gusta, pero, desde luego, mucho mejor que seguir como estamos. Un abrazo

    • Gracias, Andrés. Jaja. No creo que pase eso, ni de coña. Lo que sí espero es que les dé por pactar para tener un gobierno posible y estable. Un abrazo

    • Gracias, Pepitín. Lo que sea; pero es absurda tanta presencia y tan importante de partidos nacionalistas o regionalistas. El gobierno de España no puede seguir estando condicionado por aquellos cuyo interés es, si acaso, una parte de España, cuando no acabar con España. En fin. Muy preocupante todo. Un abrazo.

  3. Cuando te metes en política, no que seas un politico, pero en estos temas no sé opinar. Lo tendrían que haber arreglado con la vez anterior. Creyeron que el sacar a Franco del Valle, tenían solucionado el problema. Y lo único que habn hecho gastar un dinero que no teníamos y la cosa está igual o peor qu ¿Qué van a hacer? No tengo ni idea.¡Pero que no nos hagan votar de nuevo!…
    ¡Ya está bien!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *