LO DEL HIMNO

Menuda se ha liado. Y menuda se va a liar. La propuesta de Esperanza Aguirre de suspender la final de la Copa del Rey de fútbol si se silba al himno y/o al Rey ha removido la tierra. Van a jugar el Athletic de Bilbao y el Barça y no hay que ser adivino para prever una pitada tremenda.
Y es curioso, porque yo, así a botepronto, no tengo una opinión muy clara sobre el asunto. A esa falta de una visión contundente ayuda el hecho de que se opongan a esta medida muchos seres que me parecen especialmente abyectos y el que la apoyen personas con las que, indudablemente, no iría a ninguna guerra. Porque uno lo piensa tranquilamente y dice: “coño, pues que silben”. A mí, en uno de esos alardes de moderación que nos dan de vez en cuando a los que no estamos en un bando muy concreto, me puede parecer que silbar al himno o al Rey puede ser una manera de expresar la libertad de opinión de cada uno. Pero, cuando me suceden estas cosas, siempre, intento mirarlas desde el otro lado.
Pongamos por caso que estamos en un acto oficial de Cataluña o de Euskadi y que, mientras suena Els Segadors o el Gora Ta Gora, miles de personas se ponen a gritar y a proferir insultos. Yo imagino que los otros miles que sientan ese himno como suyo pueden tomar como una agresión el hecho de que alguien desprecie la música que les representa o la bandera bajo la que se sienten unidos a otros. Por eso a mí jamás se me ocurrirá pitar el himno de nadie. Cuando he ido con mis hijos a partidos internacionales y había trangresores abucheando al himno nacional del equipo contrario les he prohibido taxativamente que sigan como borregos a los irrespetuosos. Es como cuando vamos al Bernabéu y escuchamos a la gente gritando “¡Puta Barça eoéeee!” o “En el Calderón hay mucho maricón”. Yo le dejo a mi hijo que cante y anime pero nunca le permito que grite insultando a otros. Porque de estos polvos vienen otros lodos. Y estamos de fango hasta las axilas.
En el caso del himno español y de nuestro Rey, se trata de respeto a los símbolos que son importantes para mucha gente. Alguna vez, cuando lo he hablado con amigos nacionalistas, me dicen que esa bandera y ese himno (los de España) fueron utilizados por Franco y la Dictadura para machacar a los que no opinaban como ellos. Joder. Que han pasado cuarenta años desde que murió el Dictador y seguimos con que la abuela fuma. Claro que sí. Pero también en torno a esa bandera y a ese himno han pasado en nuestro país en los últimos años cosas mucho mejores. También los alemanes usaron su “Deutschland Über Alles” para, literalmente, pasar por encima de casi toda Europa. Y hoy, cuando oigo ese himno al que se le ha cambiado la letra, no pienso en Adolf Hitler, ni siquiera en la Merkel, Dios me libre, sino en los millones de alemanes que sienten ese himno como suyo y que viven hoy en una democracia moderna.
Esto, España, es una democracia moderna. Por mucho que los pesados de Podemos digan que nuestra Constitución está caduca y que es una herencia del Franquismo, es mentira. Las mentiras no se convierten en verdad por repetirlas mucho y con cara de haber visto a una Virgen o a Josif Stalin encima de un olivo. No, majos; nuestra Constitución la aprobaron de manera abrumadoramente mayoritaria los españoles, no los suecos, y ese texto nos metió, tras años de discordia, en un país de concordia en el que yo creo que hemos convivido bastante bien durante los últimos 37 años.
Por eso, mientras escribo, me está empezando a parecer bien lo de cancelar la final si se pita. Sé que muchos dirán (yo mismo me lo decía hace un rato) que esta medida generaría más sentimiento en contra, pero no creo. También se decía hace años que metiendo en la cárcel a los batasunos y a los que recolectaban dinero para ETA iban a surgir cien mil mártires del pueblo vasco. Y no pasó. Sencillamente, se acabó ETA cuando dejaron de estar forrados para pagar bombas y magníficos sueldos a sus hideputas asesinos. Coño. Hagamos la prueba. Suspendamos si pitan. Y puede que surja algún mártir por la causa, pero probablemente habrá otros miles que comprendan que esto es una cuestión de respeto. Recuerdo en la final de la Copa del Rey de hace 4 años en Valencia. Jugaban el Madrid y el Barça. Estábamos mi hijo y yo en la zona VIP justo al lado del Palco presidencial. Cuando comenzó a sonar el himno español, un señor con buena pinta que estaba, como yo, invitado de manera protocolaria, empezó a decir “¡Puta España! ¡Puta España!” Mi hijo Carlillos, que ya tenía un baile hormonal preadolescente bastante notable, se lo quería comer. Yo tranquilicé a mi hijo y le comenté que había gente maleducada y que nosotros, sencillamente, teníamos que ser mejores que ellos. Y le dije lo mismo cuando, unos minutos después, la mitad del estadio que era del Madrid abrió un cántico que me llenó de vergüenza: “¡¡Es una putaaa, Shakira es una putaaaa!!” cantaban a la que, entonces, era la novia de Gerard Piqué. También en aquel momento tuve que recordarle a mi hijo que nadie puede ser tan maleducado como para insultar a una muchacha por ser la novia del central del equipo contrario. Por eso; respeto. Algo muy tonto y muy sencillo aunque parece que nos cuesta un mundo entenderlo.

38 comentarios en “LO DEL HIMNO

  1. Eres un señor, aunque te empeñes en ponerme trampas con los numeritos de marras. Yo si tengo una opinión clara en este asunto y es que respeto la libertad de opinión pero siempre que se respete la del contrario y la mía es que no me gusta que silben al Rey de todos los españoles (incluso de aquellos que no le quieren) ni al himno que nos representa tanto dentro como fuera de España. Pero además hay un ligero matiz en todo esto, si no quieren al Rey, ¿me puede alguien explicar que xxxx hacen jugando su copa?
    Un beso Carlos

    • Gracias, Mónica, por leerme y por lo de Señor… Lo de los numeritos se supone que es para impedir que se metan spams, pero sirve de poco, porque, cada dos por tres, tengo mensajes basura… Yo tampoco entiendo eso de que quieran jugar una copa de un señor al que desprecian aunque, la verdad. tengo la esperanza de que a este nuevo Rey le llueva menos que a su padre. Besos y buen fin de semana.

  2. Querido Carlos,
    aoy un poco como los franceses, si alguien pita su himno en un evento, directamente se cancela y se hace a puerta cerrada, el país de la liberté, fraternité e igualité. Así que, solo admirando a los franceses por eso, digo lo mismo. Hay cosas que merecen respeto y ésta es una. Abrazos. Aunque no participo mucho te leo y me divierte.

    • Gracias, don Manué. Me alegro de que te guste esta Cabra. No es sólo Francia. En los 3 años en los que estuvimos viviendo en Ginebra a mis hijos lo que más les sorprendió fue ver cómo sus amigos del cole (que eran de decenas nacionalidades distintas) estaban orgullosos de sus países, de sus banderas, de sus himnos… Te parecerá mentira, pero una de las enseñanzas que sacaron fue amar más a su país y querer hacer algo por él. Ojalá se nos pegara algo. Un abrazo

  3. Pues estoy totalmente de acuerdo, es mas, si no se sienten representados? Por que tanto interés en jugarla y en ponerla en sus vitrinas? Si la ganan es un gran titulo y si les eliminan resulta que es un título de segunda.
    Mi libertad termina donde empieza la de mi vecino y viceversa. A ver si empezamos a entender la palabra respeto y tu Carlos a ver si empiezas a aprender a jugar al golf

    • Gracias, Gonzalo. Lo de mi golf no tiene remedio, aunque yo le pongo un entusiasmo extraordinario. Y lo del respeto con los nacionalistas lo tenemos complicado porque parten de la base de que su falta de respeto es la respuesta a muchos años de afrentas por parte del Estado español. En fin. Es una pereza cósmica. Un abrazo

  4. Mira que me da envidia cada vez que oigo la Marsellesa, y eso que los franchutes y los españoles nunca nos hemos llevado muy bien; Pues sí envidio ese patriotismo, ese respeto, esa unidad y me emociona (como una boba), igual que me emociona el himno español, que es de todos, guste o no. Estoy de acuerdo que se suspenda un partido de fútbol o un campeonato de ajedrez, no solo por el himno también por esos insultos a las madres, mujeres o jugadores, llenos de una violencia que parece un campo pero minado. Es un deporte y hay que aprender a tomarlo como es; un tema educacional que en España y otros países todavía esta pendiente. El himno debe estar por encima de todo eso. Bueno y no hablo de los norteamericanos por que me resultan empachosos. Un abrazo.

    • Gracias, María. Los americanos son empachosos, pero ponen el himno nacional cada vez que se juega un partido de una liga de lo que sea medianamente seria. Cuando estuvimos en Suiza nos encantó ver cómo los tíos defendían a muerte su cantón, pero, a la vez, se sentían profundamente suizos. Un abrazo y buen fin de semana.

  5. Es una norma estadística que los grandes defensores de la libertad de expresión (de boca) son los más intransigentes y menos respetuosos con la de los demás: en aras de la libertad democrática han matado los de Eta y se manifiestan quienes les apoyan (pero matan, agreden, insultan y amenazan a quienes piensan diferente), o los catalanistas que se llenan la boca con la libertad de expresión y decisión, pero no permiten estudiar en otro idioma y cuídate de no manifestarte en contra o te dirán que no entiendes nada. Maduro encarcela a los opositores en aras de la libertad y exige que se respeten sus decisiones. Como los de Podemos respetan a Maduro en base a la libertad.
    Es una pena que en aras de esa “libertad” de algunos no se respete la de la mayoría: optaría por anular el partido por falta de respeto y siguiendo con la norma tan en boga de “la no violencia, antiracismo y, sobre todo, respeto”……

    • Gracias, Javier. Pues eso. Que reclaman para ellos lo que no saben dar. Es lo de siempre de los nacionalistas en todos lados y en todas las épocas, veo la micropaja en tu ojo y ni me entero de la viga en el mío… Un abrazo

  6. Querido Chiflis:
    La idea de la Espe me parece de lo más sensato que he oído sobre este tema.
    Ya es hora de que España sea un país normal,donde suceden cosas normales y donde los anormales no campen a sus anchas.
    Si no les gusta el Rey o la bandera o el himno es muy fácil. Que propongan cambiar lo que sea, que convenzan a una mayoría de españoles y que se cambie.
    Mientras tanto, la Copa es del Rey y en los actos donde va el Rey se toca el himno.
    Siempre pueden no participar en ese torneo…
    Por cierto, me ha llegado un wasap,que no se si es apócrifo,con una foto de un Barsa-Athletic del año 40. Se ve a los 22 jugadores haciendo el saludo franquista frente a un gran cartel donde se lee FRANCO, y supongo que cantando el cara al sol.
    Cosas veredes, amigo Sancho…

    • Gracias, querido Copi. Es cierto lo que dices de que en España nos hemos acostumbrado a aceptar anormalidades como, por ejemplo, que este sea el único país del mundo, EL ÚNICO, en el que el español se llama castellano. Y así nos va. Lo de que no tengamos letra del himno, lo de que hacer un homenaje semanal o mensual a la bandera en Colón se entienda como una provocación… son todas cosas muy marcianas. Y claro, aquí era franquista hasta el potito que, por cierto, nunca he sabido quién es. Voy a echar un ojo en google… 😉 Un abrazo

  7. Pues para mí es un problema de ambigüedad de los clubes. Si la dirextiva saliera diciendo que respetan la competición, respetan a España y al Rey, habría menos de la mitad de pitos y no habría ningún motivo para suspender por esos pitos.

    El problema es que los clubes de futbol se han convertido en herramientas llenas de borregos útiles para fines políticos. Gente que parece que le gusta que les manipulen o que directamente se dejan manipular. Porque escondidos en la masa dicen cosas que no se atreverían a decir a la cara al afectado.

    En esta situación está muy claro: no cagues donde comes. Si no quieren jugar la copa del Rey, que se autoexcluyan o si no que se dejen ganar en primera ronda, y solucionado.

    Lo que no se es porque tenemos que aguantar que ofendan a España con el dinero de los españoles.

    Se pueden ir a jugar la copa inglesa, como ha sugerido alguno.

    Saludos

    • Gracias, Rafa. Totalmente de acuerdo. Si las directivas y los jugadores pidieran eso evidentemente no habría tanta tontería, pero en estos dos casos es como pedirle a una señal de tráfico que te dé naranjas. ¿Tú ves a alguno del Athletic pidiendo que no se pite al himno español? vamos es que me descojono. O a Neymar, que no sé si recuerdas que nada más llegar a Barcelona en 2013 soltó en una rueda de prensa una soplapollada magnífica diciendo: “Hablo mejor en catalán que en castellano”, cuando no creo que dos semanas antes ni siquiera supiera que existiera un idioma llamado catalán ni, mucho menos, uno nuevo llamado castellano, que resulta que es el español de toda la vida… Un abrazo.

  8. Eso de darte siempre la razón es un poco coñazo; pero vuelvo a hacerlo.
    Sin perjuicio de que lo principal de tu razonamiento sea el necesario respeto a los símbolos que nos representan como nación en el mundo, hay otro punto que me gustaría que se tocara en serio y que tiene algo que ver con los silbidos: la absurda falta de letra para el himno. Creo que sería una falta de respeto para el Sr. Pemán que se cambiara alguno de los versos de su composición. Pero podría, por ejemplo, dejar sólo el himno en una parte de lo que él compuso.
    No sé qué escandaliza a la gente de la letra de Pemán. Pero decir “gloria a la Patria que supo seguir, sobre el azul del mar, el caminar del sol” creo que queda mucho mejor que pedir, como los franceses, “regar los surcos de sus campos con sangre impura”; o vociferar que “Alemania por encima de todos”.
    Cantar todos a una sería mejor que el tarareo, un tanto falto de solemnidad, de 11 jugadores que acaban de escuchar cómo cantan, decididamente, el himno del país al que van a representar.

    • Gracias, Padrino. Lo de la letra es de traca porque, efectivamente, si se sometiera a escrutinio la mayoría de los himnos, la mayoría son políticamente incorrectos. El himno de Pemán lo malo que tiene es que es de Pemán, que se compuso y se utilizó cuando Franco y que, incluso en esas estrofas más fofas (que es cacofonía), la aparición de las palabras Gloria, azul y Sol generan un instintivo recuerdo de “Prietas las filas”, “Cara al sol” y “la Canción del Flecha” y tal y tal. O sea. Yo recuerdo que estaba en una tertulia de radio hace cinco o seis años, cuando se propuso un concurso para hacer nueva letra al himno. Entró en directo con nosotros Teresa Zabel que, nadie sabe por que, estaba en en comité que debía elegir la letra. Yo le dije que se podían ahorrar el trabajo porque, salvo que pusieran artículos determinados e indeterminados, preposiciones y conjunciones, cualquier otra letra iba a acabar molestando a unos o a otros. Somos un país pedorro y, como tal, hacemos pedorreces. No sé a quién le decía contestando a su comentario que somos el único país del mundo en el que el español no se llama español, sino castellano… Un abrazo

  9. A mi me parece, sobre todo, que hay que ser coherente si uno está en contra del Rey y le indigna la bandera de España, pues me parece muy bien , pero entonces que jueguen otro trofeo!! que es lo lógico, en vez de ir a insultar a quienes tratan de honrarlo dando su nombre y asistiendo.
    Así es que si pitan, me parece estupendo que lo suspendan.

    • Gracias, Ana. No se por qué me da que esa coherencia que pides no va a salir por ningún sitio. A ver en qué acaba la cosa. Un abrazo.

  10. La cuestión de la pitada a nuestro himno, no lo olvidemos porque… seguimos siendo territorio español no?,me toca la fibra y mucho. Si tan poco les gusta España que no jueguen en sus torneos, ni copa del Rey, ni liga española y por consiguiente tampoco tendrán que pasar el malísimo rato de escuchar el himno cuando visten la camiseta de la selección es pa ño la ( algo que les debe destrozar por dentro ). Así se evitaran el terrible sufrimiento desgarrador, de proyectar su carrera profesional a través de las instituciones y eventos deportivos de los que ahora se valen.

    • Gracias, Emilia. Es lo que no se entiende, pero en España llevamos así ya mucho tiempo. Poniendo a parir al “Estado Español” y mamando de la teta cosa mala… Besos.

  11. Como sabes soy Argentino y en mi país a nadie se le ocurre pitar nuestro himno, es como un sacrilegio.
    Pero después de 25 años en España entiendo que La Guerra Civil fue un golpe muy duro para vencedores y vencidos.
    Tampoco he entendido nunca la razón de poner un himno en una competición de fútbol donde los equipos están compuestos por infinidad de extranjeros que les importa un pito el himno. Distinto es un Mundial de Selecciones.
    Para evitar discrepancias deberían crear una canción tipo Champion y problema resuelto.
    Quien se va a hacer responsable si suspenden el partido y se producen incidentes ????, pues será un decisión comprometida.
    Abrazo de gol

    • Gracias, Emilio. Pero no es España el único país que ha tenido guerras y dictaduras, en cambio sí creo que es el único o uno de los pocos en los que pasan cosas tan absurdas como que sepamos que en un Barça Athletic va a haber pitos al himno. Y claro que creo que debe sonar el himno nacional. Yo no sé si lo haría sonar en cada partido, como en EEUU, pero desde luego en la final de la Copa del Rey, con el jefe del Estado presente, debe sonar el himno. Por supuesto. Y lo de los himnos, para otras competiciones. Respecto a los incidentes, es cierto que puede haberlos, pero si se avisa que se suspende, nadie podrá decir que no estaban advertidos. En fin es un tema que da una pereza de cojones… Un abrazo de birdie.

  12. Carlos. Me buscas, me buscas… pero lo dejaré pasar. Aupa Athletic, y si encuentro entradas allí estaré aplaudiendo el himno, y guardando un discreto (que no respetuoso) silencio al ciudadano Felipe

    🙂

    • Gracias, Tema sin equis. Aula Athletic, verdaderamente. Ya sé que tú no pitas a los himnos, aunque a algunos Reyes y sus adláteres igual les caían unos silbidos de tu parte. Aunque hay que reconocer que este Rey Felipe VI se esta ganando que, por lo menos, no se le abuchee. Un abrazo

  13. 100% de acuerdo con esta “cabra”.
    Ya está bien de invocar la libertad de expresión cuando lo que quieren es despreciar e insultar.

    Ya tengo decidido que en las próximas elecciones no voy a volver a votar a la señora Espe, creo que su arroz ya se pasó, pero sigue siendo la única del PP que merece mi respeto por decir las cosas que nadie más del PP se atreve, por complejos y borreguismo.
    Salud.

    • Thanks a lot, Jesse. Efectivamente, la libertad de expresión está muy manoseada y no siempre cuando se invoca se tiene razón. Es como lo de determinado tipo de periodismo que se ampara en ese derecho para practicar terrorismo informativo. Un abrazo

  14. Querido Carlos , como ha dicho alguien por aquí darte siempre la razón empieza a ser aburrido 🙂

    El hecho someter a discusión esto ya es signo de anormalidad democrática, por cierto a mi también me ha llegado la foto que no se si será cierta pero refleja muy bien lo que era la España de Franco…

    Es de educación básica , si decides participar en un evento deportivo o de lo que sea , aceptas las normas de comportamiento y si no , no participas. Pero claro mandan los intereses económicos y por eso mismo suspendería el partido de manera que la publicidad quedara tocada. Estoy seguro que en la próxima los dirigentes de ambos clubs se ocuparían de pedir a sus socios un comportamiento digno de manera que sus intereses económicos no salieran perjudicados.

    Y al que no le guste que se conforme con la copa de Cataluña o del Pais Vasco

    • Gracias, Andoni. No creas, que de vez en cuando algunos dais caña… No sé en qué acabará la cosa, lo que sé es que muchas veces la solución es tan sencilla que no la ves. También pensábamos que nadie iba a dejar de fumar en los bares, hasta que al dueño le ponen una multa que lo crujen. Pues igual va a ser eso… Un abrazo.

  15. Como yo soy la cabra discordante, no entiendo nada. Para empezar, que yo sepa este torneo no lo organiza la Espe, así que dejemos sus salidas de tono como simples actos de precampaña, que en eso es una maestra esta señora que no respeta ni a sus agentes de movilidad urbana y que espero pierda las elecciones y se vaya a su casa para siempre.

    En cuanto a los pitos, en cualquier país civilizado deberían ser apagados por los aplausos de una abrumadora mayoría, y no silenciando los micrófonos de ambiante para que la retransmisión no quede fea. Si un invitado en el palco vip se comporta como un cabestro, alguien debería haberle echado de allí. Pero no, claro, porque ese señor tendría intereses económicos compartidos con quien le invitó. Estoy con Rafa en que aquí hay mucha hipocresía por parte de los clubes.

    Si la mayoría de asistentes al partido quieren silbar, pues que los organizadores o el Rey mismo decidan si el año que viene no deben invitar a jugar a esos clubes que no saben controlar y educar a sus aficiones. Pero cancelando un partido no se educa. Volverá a pasar.

    Aquí todos éramos Charlie hace unas semanas pero en Madrid se ha cancelado un concierto de Sociedad Alcoholica porque se les ha puesto en las narices y ahora quieren cancelar partidos de fútbol. Todo lo arreglamos mandando a los antidisturbios en vez de exigir responsabilidades a los clubes que se apuntan a jugar un torneo que lleva el nombre de algo que desprecian. Fenomenal, sigamos sin coger los toros por los cuernos que vamos patrás a una velocidad de vértigo.

    • Gracias, Josesain. Bueno, la Espe no lo organiza, pero puede opinar. Yo sí creo que cancelando un partido puedes educar. Te garantizo que la pasta que le costaría la broma a aficionados y al propio club, les haría pensárselo mejor para la próxima. Es una pena que haya que aprender educación así, pero hoy la gente se pone el cinturón, el casco, no fuma en los bares… porque, si no cumples la norma, te crujen. Un abrazo.

      • Joseain me quedo con lo que dices que “los clubes que se apuntan a jugar un torneo que lleva el nombre de algo que desprecian”,

        Pues eso , o aprenden a apreciarlo o jugamos sin ellos , empezando primero por su público.

        • Gracias, Andoni. Me da que lo de aprender a apreciar a España y al Rey con las ikastolas de Urkullu y las escuelas del amigo Artur, va a estar chungo… Un abrazo

  16. Esto de hacer los comentarios fuera de fechas a mi, que según mi santa soy un poco “cuadriculado” me descoloca. Fíjate que hay mucho opinador sobre el tema, y es que es un tema de los que provocan. Y no sabes cómo me alegro de que opines así, creo que hay determinadas cosas en las que hay que mojarse más en España, para que nos vayamos quitando tópicos y complejos de encima. Con la Iglesia todo el mundo se ha atrevido, y está bien, con que no puede manejar toda nuestra vida, y tiene que dejar que haya españolitos que, directamente, pasen de ella. Pero con los nacionalistas, parece que tenemos un complejo tremendo el resto que no lo somos. Desde luego, si hay pitada, totalmente de acuerdo con que lo suspendan, así les evitamos a los pobres gudaris y a los otros, tener que sufrir por jugar una competición tan repugnante.

    • Gracias, minmano. Es que hay temas tabú. Por ejemplo una de las tontadas es esa consideración de gente progre que tienen en general los nacionalistas, cuando no hay nada más rancio y cuando, además, los principales partidos nacionalistas en España (CiU y PNV son derecha pura). Y hay una especie de impedimento mental para criticar a esos nacionalismos. Parece que, como sucedió con la Casa real, se va abriendo la mano y ya no son tan sagrados como antes. Quizás el plantar cara a los irrespetuosos y exigirles el mismo respeto que ellos exigen a sus símbolos, sea un primer paso para acabar con tanta tontería. Y, ciertamente, si tanto repelús les da nuestro Rey y el himno español, pues, oye, que no compitan; que no es obligatorio. Y, si es obligatorio, que pongan a los alevines en la primera ronda.

  17. Hola. Por casualidad he caído en este blog. Me parece que usted expresa su opinión sobre un tema polémico con mucha educación. Desde la posición de una persona (nacida en “provincias”) que seguramente no siente el mismo afecto que la mayoría hacia esos símbolos ¿me permite rebatir alguna de las cosas que se han dicho aquí?

    • Gracias, Andrés. Para eso está este blog; para que cada uno diga lo que quiera. Rebata usted lo que le plazca. Y, por cierto, yo también soy de provincias. Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *